Trastorno de Estrés Postraumático y Coronavirus - Psicoabaco
16975
post-template-default,single,single-post,postid-16975,single-format-standard,et_divi_builder,ajax_fade,page_not_loaded,,vertical_menu_enabled,side_area_uncovered_from_content,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-10.1.1,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive,et-pb-theme-bridge child,et-db,et_minified_js,et_minified_css

Trastorno de Estrés Postraumático y Coronavirus

Trastorno de Estrés Postraumático y Coronavirus

Estimados lectores, hoy os voy a hablar de las dificultades de salud mental que nos podemos encontrar en esta situación de crisis generada por el covid-19. Son muchas las personas que han tenido que sufrir la pérdida de un ser querido, que han visto agravadas sus dificultades de salud mental o que han desarrollado un trastorno psicológico concreto debido a la situación tan excepcional que estamos viviendo. Pues bien, hoy concretamente hablaremos del trastorno de estrés postraumático, que no es más que aquel que se desarrolla tras haber estado sometido a una situación crítica. Y es que aunque la resistencia ha sido muy fuerte y la mayoría de la gente ha podido demostrar una fortaleza extrema, la vuelta a la “nueva normalidad” nos puede jugar malas pasadas.

 

Con la crisis del covid-19 hemos podido poner a prueba la resiliencia que cada uno de nosotros poseemos, ya que nuestro cerebro es capaz de adaptarse a todas las situaciones. Sin embargo, el hecho de que hayamos sido capaces de adaptarnos a esta nueva forma de vida, no significa que nuestro cerebro no haya sufrido. Para nuestro cerebro ha sido difícil soportar incertidumbres, incredulidad, reajustes, habituación ….y todo esto ha generado alteraciones del sueño, ansiedad, agorafobia, claustrofobia…. Y en personas con un trastorno de base como puede ser un trastorno obsesivo compulsivo o un trastorno del espectro autista, un agravamiento de su enfermedad.

Hoy os damos algunos consejos que nos van a ayudar a analizar cómo estamos y procesar bien lo que nos sucede, con idea de que si nos sentimos muy mal, podamos solicitar ayuda:

 

  • Es súper importante que en el período de desescalada nos analicemos y escuchemos. Nuestro cuerpo y mente hablan y el hecho de cómo nos sintamos, como sea nuestro estado de ánimo o nuestra actitud, nos va a indicar si estamos bien o consideramos que necesitamos ayuda profesional.
  • Es muy importante también recapacitar sobre como está siendo nuestra nueva adaptación y adoptar una postura realista y valiente sobre lo que estamos viviendo. A veces excusamos lo que hacemos por miedo a tomar medidas o a acudir a un profesional, y en el que caso de que nos sintamos mal, esto no va a hacer más que agravar el problema.
  • En las fases de desescalada es importante no saltarnos la norma, ya que igual que nuestro cerebro ha sufrido mucho ante una situación inesperada e insólita como ha sido la crisis de coronavirus, también es importante adaptarlo poco a poco a la nueva realidad.
  • Ir adaptando nuestras rutinas a las nuevas situaciones que se nos plantean. Ir poco a poco adaptándonos a todo y anticipar y gestionar previamente como lo vamos a hacer, eso nos dará tranquilidad y seguridad.

 

Esperamos que estos consejos os sean de utilidad, no obstante ante cualquier duda o dificultad, sería interesante consultar con la ayuda de un profesional.

 

Fdo. Pilar Muñoz Alarcón.


Sobre la autora:

Pilar Muñoz Alarcón.

Psicóloga General Sanitaria.

Máster Psicología Clínica Infanto/ Juvenil por la AEPC.

Máster sobre intervención ABA en Autismo y otros trastornos del Desarrollo por la BACB (Behavior Analyst Certification Board).

Tutora de prácticum de grado y máster de las facultades de Psicología de Sevilla, UNED y UNIR.

Coordinadora del grupo de Trabajo de Atención Temprana del Colegio Oficial de Psicólogos de Andalucía Occidental (COPAO).

Directora del Centro de Psicología Infantil ÁBACO.